Consumismo

Archivado en : , ,

Que el consumo es algo inherente a nuestra sociedad y modo de vida, ya nadie lo pone en duda. Y como casi todo tiene varias facetas unas positivas y otras no tanto. Sin el consumo nuestro modelo económico se va al traste, tal y como nos ha demostrado crudamente la actual crisis económica. Y el excesivo consumo o consumismo, no sólo agota los recursos limitados de nuestro planeta, si no que también puede causar graves conflictos a nivel individual en algunas personas: adicción a las compras, endeudamiento excesivo, etc.

Pero ese consumismo ya parece haberse instalado tanto en nuestra cultura que empieza a valorarse m√°s positivamente, incluso como algo simp√°tico y hasta deseable. Y por supuesto, de esta cuesti√≥n se hace eco la publicidad. Por ejemplo en anuncios como el del “Subid√≥n, Subid√≥n”:

Otro ejemplo de lo mismo lo tenemos en la √ļltima campa√Īa de Renault, en la que los que no se resisten a la compra de un coche nuevo son los ni√Īos de corta edad:

Hay otro anuncio, que de forma contraria, ridiculiza y afea la conducta consumista. Es el del “tel√©fono caprichito”:

Con estos anuncios podemos abrir un interesante debate en clase de Educación para la Ciudadanía o en Tutoría y tratar el tema del consumo desde varias perspectivas. Se podría abrir el debate lanzando ciertas preguntas al alumnado:

  • ¬ŅEs lo mismo consumo que consumismo?
  • ¬ŅD√≥nde est√° el l√≠mite entre el consumo necesario y el consumo superfluo? Investigar en el consumo propio.
  • ¬ŅEn qu√© medida el consumo condiciona nuestro modelo econ√≥mico? Buscar cifras.
  • ¬ŅEs posible un consumo sostenible? Hacer propuestas razonadas?

Comentarios:

Escribir un comentario